Los corticoides son el demonio

¿En qué momento de la historia se han vuelto los corticoides los malos de la película?

Es decir corticoide y la gente se esconde detrás del mostrador. Unos se esconden y los que pueden, huyen. Pero, ¿por qué?

En algún momento de la vida, que yo me perdí yendo al baño, se hicieron dos bandos. Uno de medicamentos buenísimos y fabulosos y otro de malos malísimos liderado seguramente por Scar. El omeprazol y el paracetamol componen el primer grupo y en el segundo grupo, el rey es el corticoide. Que odio, que manía, que incomprensión, que tirria, que rechazo…

Primero te voy a contar una historia real para que entiendas el propósito del post de hoy.

Estaba yo tan tranquila en la farmacia hasta que…

Entra en la farmacia una conocida clienta, de esas que llegan 5 minutos antes del cierre a que le soluciones la vida, gratis. Viene tosiendo en plan, tengo un moco gigante viviendo dentro de mi y ya me está pagando el alquiler, y con varias recetas.

Para empezar, dice que solo quiere el antibiótico, porque el antibiótico lo cura todo. Después, pregunta que son las otras dos recetas. Son corticoides respondemos al unísono mi compañera y yo. Le cambia la cara a la mujer y grita indignada [un apunte, la farmacia está llena de gente]: ¿pero como me manda esto el médico? ¡Yo esto no me lo tomo! Incrédula de mi le pregunto: ¿y por qué no te lo vas a tomar si te lo ha mandado el médico?

Respuesta: ¡porque los corticoides son malos!

Cogí aire y muy educadamente le expliqué que con tantos mocos como tenía necesitaba los corticoides para bajar la inflamación y que pudieran salir. Además de curarle el asma bronquial que tenía.

Convencida, o no, la señora se llevo todo.

Testimonios como estos tenemos todos los días en la farmacia. Me gustaría recalcar y resaltar que:

No hay medicamentos buenos ni malos

De hecho, si los medicamentos están destinados a curar o paliar enfermedades… ¿No serían todos buenos?

Al margen de esta polémica voy a empezar con mi defensa de los corticoides. Primero aclarar, que ni me baño en ellos ni me tomo uno todas las mañanas en plan señora mayor que se toma un Adiro para por si

Los corticoesteroides son un conjunto de fármacos muy polivalentes, que sirven para un roto y un descosido. Sus efectos farmacológicos principales es que son antiinflamatorios e inmunosupresores. Estas son las principales vías por donde se pueden administrar los corticoides, para que veas lo útiles que pueden llegar a ser:

  • Oral: a lo mejor recuerdas haber tomado prednisona (Dacortin) o Zamene por una afonía severa o anginas de caballo. La absorción oral por esta vía es muy rápida.
  • Endovenosa: vía solo para emergencias.
  • Intramuscular: si, por desgracia, has padecido lumbalgias o ciáticas te sonará Inzitan en ampollas. Este medicamento contiene varios principios activos, entre ellos, dexametasona (corticoide).
  • Intrarticular: el Celestone Cronodose administrado por esta vía sirve para tratar la artritis reumatoide y la artrosis.
  • Tópica: los corticoides tópicos son ampliamente utilizados para tratar eccemas o alergias. Quizás te suene: Lexxema, Adventan, Diproderm, Clovate… También existen colirios con corticoides, como el famoso Tobradex, que combina corticoide antiinflamatorio (dexametasona) con antibiotico (tobramicina).
  • Inhalada: los corticoides han mostrado su eficacia como broncodilatadores cuando se administran por esta vía. A los padres de niños pequeños seguramente les suenen estos medicamentos: budesonida, Avamys… Cuando los más pequeños de la casa sufren bronquitis o bronquiolitis, estos medicamentos son una buena opción para su tratamiento (combinado con antiasmáticos, mucolíticos…) si el médico lo prescribe.

No quiero decir que en cuanto te pase algo te tomes un corticoide, además solo se venden con receta. Solo quería explicar las virtudes que tienen este tipo de medicamentos. Y como TODO medicamento, tiene las dos caras de una moneda: sus efectos terapéuticos beneficiosos para el organismo y sus reacciones adversas (efectos nocivos a dosis terapéuticas). Por supuesto que los corticoides producen reacciones adversas a dosis normales: hiperglucemia, osteoporosis, edemas, cataratas, engrosamiento de la piel, aumento del tejido adiposo abdominal… Estos efectos adversos podrían producirse en caso de tratamientos prolongados con esta gran familia de medicamentos.

Y tú, ¿estás a favor o en contra de los deslucidos corticoides?

Paloma S.

 

Fuentes:

Mis apuntes de farmacología especial de 4º de carrera.

GALOFRÉ, J. C.. Manejo de los corticoides en la práctica clínica. Revista de Medicina de la Universidad de Navarra, [S.l.], p. 9, mayo 2017. Disponible en: <http://www.unav.edu/publicaciones/revistas/index.php/revista-de-medicina/article/view/9148>. Fecha de acceso: 20 nov. 2017

Imagen:

Designed by Freepik

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

¡Bienvenido a nuestra farmacia!

No te pierdas nuestros posts más molones y suscríbete a nuestra newsletter.

Holler Box